Conferencia Educación Emocional

2 Mayo, 2016

Potenciando el desarrollo emocional 0-3 años: protección de vínculos afectivos

¿Qué entendemos por educación emocional? Según Rafael Bisquerra, el  objetivo de la educación emocional es el desarrollo de competencias emocionales: conciencia emocional, regulación  emocional, autogestión, inteligencia interpersonal, habilidades de vida y  bienestar.Estas competencias emocionales se adquieren desde las primeras etapas a través del vínculo afectivo adulto-menor que establecemos en el trato diario, es decir,  para poder educar emocionalmente sano a un niño/a es necesario e imprescindible que exista un vínculo de confianza y seguridad con la figura de apego que hay en el aula u hogar.

En las edades 0-3 el menor experimenta todo tipo de emociones y por la falta de madurez, de recursos y de competencias emocionales, expresa mediante conductas impulsivas o inadecuadas todo lo que se le mueve en su interior.  Por eso nos encontramos con agresiones muy repetidas, mordiscos, lloros, etc en las interacciones diarias que al adulto también le activan emocionalmente.

En momentos como estos, el niño/a necesita la figura del adulto para poder calmarse, experimentar empatía y así integrarse a nivel cerebral pero también adquirir unos conocimientos sobre como regularse a nivel emocional, como expresar adecuadamente y sobre todo, saber nombrar cada una de sus emociones para poder tomar decisiones.

Hay veces que el niño/a desarrolla las competencias emocionales  mediante los conflictos diarios, la expeliendo, la imitación, la interacción con el medio y la presencia del adulto, etc. Pero  otras veces necesita encontrar en el medio, recursos que le permitan adquirir los conocimientos pertinentes. Para todo esto nos formamos los padres, porque somos un espacio donde ellos desarrollan las competencias emocionales que necesitan para un bienestar personal y social.

Entrada archivada en Jornada 2015 el por .